Páginas

18 de marzo de 2012

ENCRUCIJADA

Hola de nuevo :) Espero que todo os vaya bien. Este finde se me ha vuelto a plantear la idea de irme a estudiar a otra ciudad el año que viene, en mi primer año de universidad.
Me creo una chica independiente y en el camino de ser una adulta, pero pensar en la idea de marcharme a otra ciudad hace que un nudo se enrede en mi estómago. Sé que es una vivencia enriquecedora y que si se me da la oportunidad debo aprovecharla pero no sé si soy suficientemente madura como para ello. Dejar mi ciudad, su clima, mis amigos, conocer cada rincón, cada secreto, cada adoquín.... Va a ser muy difícil.
Pero claro, por otra parte quiero irme, quiero volar, ser independiente, tomar las riendas de mi vida, conocer otros lugares, otros rincones... Aunque no quiero poner a mis padres en la situación de pagarme la vivienda en otra ciudad y que ellos estén más achuchados.
En fin, que tengo hasta junio para decidirme si quedarme en mi ciudad natal o moverme lejos de ella.

Espero que estéis bien, un abrazo
M

2 comentarios:

  1. Hola de nuevo! Siento haber tardado tanto en escribirte pero me he puesto al día :)
    A ver...mm...primero quería comentarte que me gusta el nuevo look de la página, así que felicidades!
    Segundo..pues nada, que me alegra mucho que tengas un BFF jeje la mía lleva mi sangre, es mi hermana, aunque como tú, hay ciertas cosas que no le cuento aunque la verdad es que me gustaría peeeero...
    Tercero. Por un lado me alegro que tengas que ir solo una vez al mes al schrol (no sé ni escribirlo menos aún pronunciarlo) aunque no lo dejes porque es bueno para ti.
    Cuarto..jo, dejo ya los números.. Lo de la visita al médico..hay algunos médicos que son así de gilip..de nacimiento. Ésa sí que es una enfermedad incurable. Por lo que he podido ver en otros casos, cada médico te mide como le da la gana por lo que no es de extrañar que te den medidas distintas. Lo que sí que lamento es que tengas aún tanta desviación, espero que no tengas que pensar en el futuro solucionarlo con el cirujano... A ver...yo cuando me tocó el turno de llevar el corsé lo pasaba francamente peor de ver la cara de preocupación de mi madre (que siempre que estamos malos se ahoga en un vaso de agua. Ellos sufren por no poder evitarnos el sufrimiento, y no se dan cuenta de que contagian. Pero hay que entenderlos porque si fuese al revés, nosotras también lo pasaríamos mal por no poder ayudarles. Intenta hablar con tu madre y calmarla, darle ánimos, y ya verás como tú también consigues animarte y sentirte mejor.
    En relación a lo de irte a otra ciudad...buufff ¡qué valor! jeje Debe ser una gran experiencia y todo eso pero muy duro ¿no? eso de ir adonde nadie te conoce ni conoces a nadie.. ¿Porqué no pruebas, de momento, coger un apartamento con varios compañeros en tu ciudad? Así pruebas la independencia y vives por tu cuenta, pero siempre puedes tener a tus padres al lado en caso de necesitarlos. Creo que antes de abandonar la ciudad a la aventura, deberías probar primero a defenderte sola, recuerda que los pájaros que están aprendiendo a volar, lo hacen en torno al nido, no se intentan cruzar el bosque ellos solos. Ve de a poco, de todas formas aún tienes tiempo. Y eso de compartir el piso con alguna amiga (o con desconocidos, como quieras) te facilitará pagar los gastos que tengas.
    Bueno, espero no haberte aburrido. Espero que mis palabras te animen y pronto me digas qué has decidido.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias pro estar siempre ahí, me alegras los días. UN BESAZO

    ResponderEliminar

Gracias por comentar!! Si necesitas algo aquí puedes contactar conmigo:)
maseblog.ss@gmail.com