DOLOR DE ESPALDA

Una de las consecuencias que suele crear la escoliosis es el dolor de espalda. Normalmente debido a la curvatura tenemos dolor dependiendo de la zona en la que esté (o zonas). Mi caso son dos grandes curvas y dos pequeñas, os explico. Mi espalda se compone de una gran S invertida (2) en la zona lumbar y dorsal y como consecuencia tengo dos pequeñas curvas, una en la zona cervical y otra en el coxis.
Aunque mi curvatura sea muy estética, apenas se nota a pesar de que tenga unos 30º, si no tengo una buena postura duele mucho.
Lo primero que hago cuando me duele la espalda es tomar una buena postura. Normalmente al tener una mala postura la espalda se resiente más, así que tomemos una buena postura. ¿Cómo hacerlo? Lo primero es poner la espalda recta. Cuando estudiamos tendemos a encorvar nos  así que corregir eso. Tenemos que estirarnos en el sentido de intentar separar coxis de cervicales. La sensación es como si te tiraran del moño (un moño en la coronilla de la cabeza) y te sujetaran las caderas. Estirándonos.

También sirve para combatir el dolor tumbarse boca arriba con las piernas flexionadas. Si llevas todo el día de aquí para allá, sin parar y tienes la espalda cargada, a mí me ayuda mucho tumbarme. Te tumbas con las piernas flexionadas, así la espalda descansa. Normalmente cuando lo hago, me duele incluso al estar tumbada pero conforme pasa el tiempo la espalda va relajándose y se va el dolor.

Por último, a mí me dolía muchísimo el coxis y las cervicales, sobretodo en época de estudio y exámenes. Me recomendaron dos ejercicios para ello y la verdad es que me han ido genial. Los puede hacer cualquier persona y son muy efectivos. Sólo necesitas una pelota blanda ( como rellena de algodón) del tamaño de la palma de una mano.
El primer ejercicio es para las cervicales. Tumbados boca abajo ponemos la pelota bajo las cervicales y movemos el cuello suavemente sobre ella, de una lado a otro hasta que por el pelo notamos el músculo del cuello, entonces pasamos suavemente al otro lado. Siempre todo despacito y suave.
El segundo consiste en poner la pelota bajo el coxis, y subir las piernas flexionadas. Movemos la cadera igual que el cuello, suavemente y despacio de una lado al otro. Como si hiciéramos un 8 con al cadera sobre la pelota.
Estas haciendo los ejercicios el tiempo que creáis, ya veréis que cuando acabéis notáis el cuello y el coxis más libres y sin dolor.
Pero no olvidéis que si os duele mucho debéis consultarlo con vuestro médico. Esto es para combatir el dolor de forma ocasional, tenéis que seguir haciendo los ejercicios que hagáis para fortalecer la espalda y la rehabilitación o lo que os mande el médico.

Espero que os ayude!! Un besazo :)

M

Comentarios

Otras entradas shashis